El Cinco |

Esto es lo que ocurre con tu cuerpo cuando te saltas tu hora de comida

En ocasiones, el ritmo de nuestra vida diaria provoca que tengamos malos hábitos de sueño y alimentación. Sin embargo, cuando esto se vuelve un hábito, podemos comenzar a tener problemas serios de salud.

Pasar por alto nuestras horas de comida por estar trabajando, o simplemente por querer bajar de peso, es en realidad un peligro para nuestro cuerpo. Y es que, más allá de tener menos energía, nuestro organismo sufre alteraciones en los niveles de azúcar de la sangre y nos volvemos propensos a sufrir problemas de corazón, diabetes, hipertensión e incluso obesidad.

De acuerdo con un estudio realizado por el Laboratorio de Biología Reguladora del Instituto Salk para Estudios Biológicos, experimentó con ratones para ver sus reacciones ante los horarios de comida y la restricción de alimentos y concluyeron que el grupo que tuvo horarios más amplios sin comer, ganaron mayor peso que los que comían con regularidad.

A veces, tendemos a realizar una sola comida debido a que tenemos poco tiempo entre los horarios de oficina y los trayectos a casa, pero esto sólo provoca que el hígado no sea estimulado correctamente por la insulina, aumentando la producción de glucosa (por eso nos volvemos propensos a desarrollar diabetes). En el caso del experimento, los ratones no desarrollaron diabetes, pero tampoco respondieron a la insulina, lo cual se considera un estado de prediabetes.

Así mismo, el horario en el que ingerimos nuestro alimento también influye en nuestra salud, por ello es que es tan importante respetarlo. De acuerdo con la Universidad Estatal de San Diego y el Instituto Salk, seguir un patrón de alimentación, es decir, comer todos los días a la misma hora, nos permite tener un sueño más profundo y de mejor calidad, así como un corazón más saludable.

Esto se determinó a partir de un experimento realizado con moscas de fruta, divididas en dos grupos; el primero tenía acceso a alimento durante todo el día, mientras que el segundo, sólo durante las 12 primeras horas, durante 3 semanas. Los resultados fueron similares al del experimento con ratones, aquellas moscas que tuvieron una comida regular, tuvieron reacciones mucho más saludables, mientras que las segundas, sólo ganaron peso y se vieron más lentas.

El aumento de peso del que hablan estos experimentos, en humanos se debe a que cuando pasas largos periodos sin comer, te pones ansiosa, por lo que cuando finalmente comes, lo haces más rápido y en mayor cantidad sin darte cuenta. Esto provoca hiperglucemia, que conlleva al aumento de peso. La realidad es que, mientras más respetes tus horas de comida, moderando lo que comes, te será más fácil mantener tu peso.

De acuerdo con estudios de la Universidad del Sur de California, otras reacciones que se desencadenan son los psicológicos, ya que nos vienen cambios de humor como irritabilidad. También nos viene un nerviosismo, una sensación de impaciencia y nuestros procesos cognitivos y reacciones se vuelven más lentos debido a la falta de nutrientes y azúcares que el cuerpo necesita para procesar bien la información y el buen funcionamiento de los órganos.

Evidentemente, a la larga, las consecuencias se vuelven más graves ya que nuestros órganos resienten los daños por esta falta. Por ello, es importante que trates en la mayor medida posible hacer tus comidas diarias a la misma hora, incluyendo colaciones y alimentos saludables. Lo más importante es que, ante todo acudas con un profesional de la salud para que te guíe, especialmente si llevas una vida con un ritmo acelerado, realizas deporte pesado o si tu intención es bajar de peso.

    Comparte:

    Comentarios

    Más Historias en Esto te va a interesar

    Foto que habla

    Ene 17

    Edición Impresa