Periódico El Cinco |

¿El aire acondicionado del auto causa cáncer?

El aire acondicionado es uno de los grandes inventos de la humanidad

Su correcto uso puede ayudar a prevenir malos olores en el habitáculo, e incluso, mejorar en mucho la experiencia de viajar acompañado. Sin embargo, queda claro que no siempre se utiliza de la forma correcta, de no hacerlo, no sólo gastarás más para mantenerlo funcionando adecuadamente, también podrías afectar tu salud.

Pero en internet corre un rumor que afirma lo siguiente: utilizar en demasía el aire acondicionado de nuestro coche, nos puede provocar cáncer, en particular, leucemia. Esta afirmación reside en la emisión de benceno, un líquido tóxico que de acuerdo a estudios de la UNAM, efectivamente puede producir –tras una larga exposición- daños irreversibles a la sangre, leucemia en el peor de los casos.

Desde entonces muchas personas recomiendan no utilizar este aparato.

¿Utilizar el aire acondicionado del auto causa cáncer?

La respuesta es un rotundo NO.

Al respecto, un estudio realizado por el Centro para Control de Enfermedades de Estados Unidos, aunque efectivamente, algunas piezas plásticas del coche –y el aire acondicionado- emiten esta toxina, lo hacen en cantidades mínimas.

ac

Para que este químico sea realmente perjudicial la exposición debe ser ininterrumpida, y en cantidades mucho más concentradas. Además, un estudio realizado por la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz, menciona que la recomendación de mantener abiertas las ventanas de auto, no está realizad para evitar casos de cáncer. Es con el simple motivo de mantener la circulación de aire en el habitáculo de forma adecuada. Además, las cantidades de benceno utilizadas en las piezas plásticas durante la fabricación del coche, se evaporan aún antes de salir a la venta.

El aire acondicionado sí daña el medio ambiente

Una vez resuelto el mito del aire acondicionado del auto y su posible relación con la leucemia, debe quedar claro que el uso indiscriminado del aire acondicionado sí afecta al medio ambiente. Para su uso se utiliza combustible, -queda claro que la quema de combustibles contribuye al calentamiento global.

Además, algunos gases utilizados en su elaboración son dañinos y afectan la capa de ozono pese a que con el tiempo se buscan matriales menos perjudiciales. Antes se utilizaban clorflurocarbonos (CFCs). Recientemente son más comunes los hidroclorofluorocarbonos (HFCs), que dañan considerablemente menos.

Pese a estos avances, en general los HFC contienen una característica que no cubre el Protocolo de Montreal de 1996: son gases que producen efecto invernadero.

SALUD

Además, pese a que no producen leucemia como se aseveraba antes, ya se ha comprobado que la exposición prolongada a estos aparatos puede producir infecciones e inflamaciones en oídos, nariz y garganta. Que decantan en casos de otitis, rinitis y laringitis.

Comparte:

Comentarios

Más Historias en Esto te va a interesar

Foto que habla

Ene 17

Edición Impresa